Bolivia es uno de los países con el internet más lento y más caro de todo Sudamérica, según datos de la CEPAL, algo injusto, puesto que Bolivia está en el corazón de Sudamérica y debería de tener una mayor facilidad en el acceso a este servicio.  Este dato data desde del año 2003 y es algo perturbador que hasta el año 2017 esta realidad no haya cambiado, sino que por el contrario no muestre ninguna descenso en el costo del servicio, así también como no se ve la mejora en la señal de internet, en su alcance y rapidez.

Según información brindada por  la ATT el servicio de internet, en el anterior modelo regulatorio, era considerado como un servicio de valor agregado a los servicios de voz, desde la llegada del servicio al país el año 1996 con la creación de BOLNET hasta la gestión 2008 no tuvo 1 SIET: Sistema de información Especializada en Telecomunicaciones un crecimiento significativo. Con la introducción de tecnologías 2.5 a 4G la cantidad de conexiones al servicio se ha incrementado de manera sustantiva. ¿Entonces porque no se muestran mejoras en este servicio?

Actualmente el internet ya no es un valor agregado ni un servicio para aquellos que lo pueden pagar, por lo contrario se ha convertido en un servicio de primera necesidad para toda la sociedad, ya que por su importancia en la comunicación y negocios es necesario su servicio.

Las nuevas formas de ofrecer un servicio por la red

Todo el mundo está conectado por la red, y Bolivia no es una excepción, pero si es el país con menos atención en la mejora del servicio, algo lamentable, ya que se cierran muchas puertas para aquellos que necesitan darse a conocer ante el mercado mundial.
Las formas en que los Bolivianos llegan a vender sus productos, son de formas precarias para la actualidad, los pequeños y grandes empresarios tienen que buscar la manera para poder vender sus productos y servicios tanto de forma interna como fuera del país, los pequeños vendedores, no pueden acceder a tiendas virtuales como Ebay para vender sus productos por una simple razón, Bolivia no cuenta con una banca mundial en la red como otros países, es decir no se pueden hacer envíos de pago por red, y el giro por banca muchas veces consume el 70% de la ganancia total. Por estas razones las ventas de los productos se realizan en su gran mayoría por grupos en Facebook, no solo los pequeños y medianos empresarios recurren a este medio sino también las grandes empresas, según la agencia de marketing boliviana las mayores ventas se realizan por medio de un contacto previo por internet, ya que todos los públicos se encuentran en las redes sociales y es la mejor forma de crear interacción con el usuario.

Por otra parte el diseño web en Bolivia es algo nuevo que va adquiriendo mayor fuerza en las empresas, puesto que para estas entidades es necesario tener una plataforma de presentación para clientes extranjeros. Ya que esta demuestra su formalidad y seriedad por parte de la empresa con la cual se realizaran negocios.
Sin duda Bolivia va por los últimos lugares en esta era tecnológica, no podemos decir que avances se están dando en el ámbito de la regularización en los servicios de internet, ya que no se menciona información alguna por parte de la ATT entidad encargada de este servicio.

Categorías: Blog

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *